Síguenos en Facebook 

 
 

México.- Las autoridades mexicanas rescataron a un total de 301 migrantes centroamericanos que eran transportados en precarias condiciones en los estados de Tamaulipas y Veracruz, informaron hoy autoridades migratorias.

Agentes del Instituto Nacional de Migración (INM), en coordinación con la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), rescataron la madrugada de este sábado a 198 migrantes en las cajas de dos camiones de remolque en el tramo carretero de Ciudad Victoria, estado nororiental de Tamaulipas, a Linares, Nuevo León.

Los migrantes viajaban en condiciones de hacinamiento e insalubridad, sin ventilación adecuada y sin agua ni alimentos, señaló el INM en un comunicado.

Precisó que en el punto de revisión de Sedena-INM en el municipio de Oyama, Tamaulipas, se detectó a través de equipos de escaneo del Ejército que dos vehículos tipo tráiler transportaban a numerosas personas que viajaban en condiciones de riesgo al carecer de ventilación adecuada y escaso espacio para moverse.

Autoridades rescatan a 301 migrantes centroamericanos en riesgo. Foto ilustrativa: AP

Elementos del INM y del Ejército descubrieron que en la caja del primer vehículo eran transportados 75 extranjeros adultos y 26 menores de edad, mientras que en el segundo viajaban 97 personas, sumando un total de 198 migrantes que no pudieron acreditar su estancia legal en el país.

Se trata de 76 personas originarias de Guatemala, 103 de Honduras y 19 de El Salvador (80 hombres y 39 mujeres adultas, 40 niños y 39 niñas). Del total de menores, 55 iban acompañados de sus padres o familiares, y 24 de ellos viajaban solos).

De acuerdo con los migrantes, su viaje comenzó en el estado de Tabasco (sureste), pasando por Veracruz (oriente). Precisaron que el tramo de Ciudad Victoria a Linares es usado por los traficantes de personas para evadir los puestos de control en la carretera que va desde Veracruz hasta Reynosa, Tamaulipas, en la frontera con Estados Unidos.

Según pudo constatar Efe, los menores oscilan entre uno y seis años de edad, y entre los migrantes hay cuando menos tres mujeres embarazadas.

Filegonio López, uno de los migrantes, narró a Efe que vivió cuatro días con su hija en la caja de uno de los camiones. “Ya no lo vuelvo a intentar; no vale la pena. Sería arriesgar la vida de mi niña”, declaró.

Refirió que solamente cada 30 minutos recibían aire a través del sistema de ventilación del camión, aunque a veces tenían que esperar horas.

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com